El Napoli se impuso por 2-0 este martes al Liverpool, actual vencedor de Europa, en la primera jornada del conjunto Y también de la Champions League, tras un partido de gran intensidad y calidad técnica, desequilibrado por los tantos del belga Dries Mertens y del de España Fernando Llorente.


La mejor ocasión de los primeros 45 minutos fue para Firmino, que lo procuró con un cabezazo que rozó el poste izquierdo de la portería de Alex Meret en el 43. Un poco antes, el propio delantero brasileiro favoreció una enorme acción ofensiva del Liverpool que terminó con un corte definitivo del portugués Mario Rui para negar un simple remate a Salah.

Enfrente, el actual vencedor de Europa tuvo a un Napoli lleno de calidad, con el de España José Callejón, Lorenzo Insigne, Mertens y el mexicano Hirving Joven que formaron una delantera activa, con el de España Fabián Ruiz en el doble pivote.

Salió más violento el cuadro napolitano en la reanudación y rozó el beneficio en el 49. Mario Rui centró para Mertens, quien remató de volea desde en el área pequeña. Solo una prodigiosa parada de Adrián sostuvo el empate a cero.

En el otro lado del campo, fue Manolas quien falló un rechace y dejó rematar a Salah, con el portero del Napoli Alex Meret que respondió con una esencial parada para cobijarse en saque de esquina.

Esa ocasión aumentó la confianza del Liverpool, que fue superior a lo largo de una gran parte de la reanudación, mas el Napoli tuvo el mérito de saber padecer, sostenerse en el partido y recogió el premio en el 81, cuando José Callejón provocó un penal, por una falta del inglés Andy Robertson.

Mertens se ocupó de la transformación, cruzó el disparo y, a pesar de un toque de Adrián, mandó el balón en el fondo de las mallas y desató la alegría de la hinchada napolitana.

Trató de reaccionar el Liverpool, mas el Napoli se cerró con orden y contó además de esto con la trascendental ayuda de Llorente, saltado al campo en la reanudación, para despejar unos balones altos peligrosos en su área.

Y fue exactamente el Rey León quien sentenció el partido en el 92, al aprovechar un fallo protector del holandés Virgil Van Dijk y al superar a Adrián con un disparo cruzado que le entregó 3 puntos al Napoli en una noche gloriosa.


Las cookies facilitan la prestación de nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, usted acepta que utilizamos cookies.
Más información De acuerdo