Semeja no poder haber un partido apacible en La Porcelana esta temporada. Con trabajo y más sufrimiento del previsto, el Villarreal pudo llevarse un igualado encuentro frente al Leganés que le deja distanciarse de la zona de descenso, al tiempo que con esta derrota los ‘pepineros’ prácticamente se despiden de Europa. Bacca y Ekambi habían adelantado al ‘sumbarino’, que cuando parecía tenerlo todo hecho vio como El Zhar recortó distancias y puso emoción en unos minutos finales cargados de tensión.

El partido amaneció con suspense. El del VAR, que tras unos minutos de inseguridad acabó por confirmar la resolución del agremiado Prieto Iglesias de cancelar un tanto a Samu Chukwueze por fuera de juego. El nigeriano del Villarreal no falló en el codo con codo contra Cuéllar, mas vio como su diana no subiría al marcador al encontrarse, por poquísimo, en situación ilegal.

El incidente no desalentó al ‘submarino amarillo’, el equipo más dominador a lo largo del primer tiempo. El Lega trataba de hacerse fuerte en el carril central, procurando producir un embudo, no obstante no logró frenar a Pablo Fornals, que filtró múltiples balones que produjeron riesgo.

Las ocasiones más claras de la primera parte cayeron del lado ‘groguet’, inútil de derruir el muro del Leganés. La primera vino propiciada por un fallo de Bustinza, quien no dejó salir a córner un rechace de un compañero y asistió involuntariamente a Chukwueze. El nigeriano vio como su remate a quemarropa salió desviado por un defensa ‘pepinero’. Entonces Ekambi no pudo aprovechar un genial pase en profundidad y acabó fallando ante Cuéllar cuando ya se cantaba el tanto en el Madrigal.

La segunda parte comenzó de forma trabada. El Villarreal se estrellaba una y otra vez frente a la telaraña protectora planteada por Pellegrino, no obstante cuando más aburrido parecía el encuentro los amarillos hallaron un resquicio en la defensa y abrieron el marcador.

Quintillà puso un balón perfecto al área para Ekambi, el africano cabeceó abajo y forzó la estirada de Cuéllar, que pudo desviar el balón en primera instancia mas nada pudo hacer en el segundo remate de Bacca. Como buen ‘killer’ el colombiano olió ‘sangre y supo aprovechar el rechace del meta ‘pepinero’ para deshacer el empate inicial.

Mauricio Pellegrino deseó estimular a su equipo en busca del tanto del empate y dio entrada a su arsenal ofensivo. En-Nesyri, El Zhar y Sabin brincaron al campo, mas solamente salir vieron como Ekambi se sacaba de la chistera una maravilla de tanto al ajustar al palo un disparo que pareció hundir al Leganés.

No obstante en La Porcelana no hay un partido apacible y un claro penalti de Álvaro a Braithwaite, transformado por El Zhar, puso mucha emoción en los minutos finales.

La tensión provocó una tángana entre jugadores tras una dura entrada de Omeruo sobre Cazorla, mas el marcador ya no se movió más para alegría del Villarreal, que puede despegarse de la zona crítica de la clasificación.